06 septiembre 2007

Robert Schroeder - Sphere Ware

Presentado por el sello Spheric Music, "Sphere Ware" es el décimo sexto trabajo del compositor alemán Robert Schroeder.
Uno de los nombres clásicos de la música electrónica, nos vuelve a deleitar con sus composiciones, una música que se ha convertido en intemporal gracias a compositores como Robert Schroeder. En este disco nos podemos encontrar música espacial, música de la Escuela Berlín, Beats electrónicos contemporáneos, Chill Out, es decir, lo mejor del repertorio de la música electrónica.
El disco comienza con "Access to Dream", un tema ambiental y espacial que nos sumerge en lo que viene a continuación, un precioso tema de 15 minutos titulado "A Quarter of an Hour", un tema atmosférico con cálidos sonidos electrónicos y suaves efectos que nos permite ir saboreando poco a poco, de esos temas que te van llevando hacia algún lugar de ensueño del que no nos gustaría volver. Con los siguientes temas se va incrementando el ritmo de la música, sonidos más rítmicos nos engloban, nos llevan hacia lugares más techno hasta llegar al tema 7 titulado "Dancing Clouds", en ese momento nos encontramos con las clásicos sonidos de este compositor, un fantástico guiño para sus fans. En "Flying Saucers" nos encontramos bajos de guitarra secuenciados, sonidos melódicos, efectos electrónicos... para rematar con el tema que le da título al disco, un tema lleno de sonidos espaciales, atmosferas electrónicas, coros de Melotron y ritmos muy interesantes, una magnífica forma de rematar este trabajo.
Los amantes de la música electrónica estamos de enhorabuena, un clásico como Robert Schroeder nos sigue deleitando con sus atmósferas electrónicas, con sus sonidos espaciales, con esos momentos que nos hace recordar a la llamada Escuela Berlín, incluso algún momento que nos puede hacer venir a la mente a gente como el francés Jean Michel Jarre, pero Robert ha sabido incorporar nuevas tendencias como los sonidos de los beats electrónicos más contemporáneas o esos ambientes chill out. No dejemos volar la oportunidad y sigamos disfrutando de la buena música electrónica.